menu
Compartir

Nexos para unir oraciones - ejemplos

 
Por Rut Blasco. 1 octubre 2021
Nexos para unir oraciones - ejemplos

Los nexos son palabras que sirven para unir palabras, sintagmas u oraciones. Dos oraciones que tienen sentido por ellas mismas, al unirlas con un nexo, adquieren un significado con diferentes connotaciones. Los nexos por sí mismos son palabras que no tienen significado y que son invariables.

Otra manera de nombrar a los nexos es con la palabra conjunciones y los hay de dos tipos: nexos coordinantes y nexos subordinantes. En esta lección de unPROFESOR queremos mostrarte los diferentes tipos que existen de nexos para unir oraciones y algunos ejemplos.

Nexos coordinantes

Los nexos coordinantes sirven para unir dos oraciones independientes y hacen que estas queden al mismo nivel de importancia. Por ejemplo: Él baila y ella mira. Las dos oraciones tenían un significado por sí mismas, pero al unirlas toman unos matices diferentes. Cabe destacar que ninguna de las dos oraciones es más importante que la otra, es decir, es igual de importante que él baile o que ella mire.

Existen diferentes tipos de nexos coordinantes. A continuación te los presentamos todos.

Adversativos

En esta categoría se unen todos los nexos que sirven para expresar ideas contrarias u opuestas. Por ejemplo: Corro, pero no me canso. Los nexos adversativos son los siguientes:

  • pero
  • más
  • sin
  • embargo
  • sino
  • aunque
  • no obstante
  • al contrario
  • si bien

Copulativos

Gracias a estos nexos conseguimos indicar la acumulación o la suma de varios factores. Por ejemplo: Tú comes y yo bebo. Los nexos copulativos son los siguientes:

  • y
  • e
  • ni
  • que

Distributivos

Estos nexos logran distribuir la importancia entre una oración y la otra. Por ejemplo: Unas veces come bien, otras come poco. Los nexos distributivos son los siguientes:

  • ya
  • bien
  • unas
  • otras
  • ora

Disyuntivos

Por medio de estos nexos logramos expresar dos opciones de las cuales se debe elegir una. Expresa la oportunidad de opción o elección. Por ejemplo: ¿Quieres carne o pescado? Los nexos disyuntivos son los siguientes:

  • o
  • u (solo se utiliza antes de oraciones que comienzan con o)
  • o bien

Explicativos

Estos nexos sirven para introducir una explicación de lo que previamente ya se ha hablado. Por ejemplo: Mañana es fiesta, es decir que vamos a ir a la montaña. Los nexos explicativos son los siguientes:

  • es decir
  • o sea

Nexos subordinantes

Los nexos subordinantes son aquellos que unen una oración principal con una subordinada. Es decir, la oración principal es sobre la que recaerá el peso y la subordinada simplemente ampliará la información. Por ejemplo: Yo desperté cuando ya había salido el sol. Es este caso, lo que queremos expresar es que yo me desperté, el hecho de que estuviera saliendo el sol es, simplemente, una información complementaria.

Existen diferentes tipos de nexos subordinantes. A continuación te los presentamos todos.

Causales

Gracias a este nexo podemos descubrir cuál es la causa de la oración principal. Por ejemplo: Lo hizo mal porque trabajó deprisa. Los nexos causales son los siguientes:

  • porque
  • ya que
  • pues
  • puesto que

Comparativos

Gracias a los nexos comparativos logramos indicar comparaciones entre los distintos elementos. Por ejemplo: Alberto es tan bajo como Santi. Los nexos comparativos son los siguientes:

  • más - que
  • tanto - como
  • así como
  • tan - como
  • como que

Concesivos

Estos nexos muestran que, aunque haya habido algún impedimento, la acción sigue en marcha. Por ejemplo: Bajaremos aunque resbale. Los nexos concesivos son los siguientes:

  • aunque
  • bien que

Condicionales

Son los nexos que sirven para expresar una condición de la oración principal sobre la oración subordinada. Por ejemplo: Si friego, no pises el suelo. Los nexos condicionales son los siguientes:

  • si
  • siempre que
  • con tal que

Consecutivos

Estos nexos se usan para mostrar las consecuencias de lo expresado. Por ejemplo: Estábamos mojados, así que nos fuimos. Los nexos consecutivos son los siguientes:

  • luego
  • tan - que
  • así que
  • por consiguiente
  • de esta manera

De lugar

Los nexos de lugar, o también llamados locales, sirven para expresar el lugar donde se realizó la acción. Por ejemplo: Lo encontramos donde nos dijiste. Los nexos de lugar son los siguientes:

  • donde
  • por donde
  • de donde
  • a donde

De modo

También llamados modales. Gracias a estos nexos se expresa el modo en el que se efectuó la acción principal. Por ejemplo: lo hice como me dijiste. Los nexos de modo son los siguientes:

  • como
  • como que
  • tal como
  • según
  • según que

De tiempo

Los nexos de tiempo o también llamados temporales se usan para unir las oraciones en las que se expresa cuándo tuvo lugar la acción. Por ejemplo: María lloró cuando Daniel le propuso matrimonio. Los nexos de tiempo son los siguientes:

  • cuando
  • antes de que
  • después de
  • enseguida que

Finales

A través de los nexos finales, se señala cuál es la finalidad de lo que se ha apuntado. Por ejemplo: Estudiaba mucho para aprobar. Los nexos finales son los siguientes:

  • para que
  • para
  • con el fin de que

Ejemplos de nexos para unir oraciones

Ahora que ya conoces cuáles son todos los nexos, vamos a darte algunos ejemplos para que puedas analizarlos y entender mejor cómo se utiliza cada uno de ellos. A fin de reconocerlos fácilmente, los hemos remarcado usando la negrita.

  • Iré al doctor, aunque esté lloviendo
  • Ella estudia y él trabaja
  • No sabemos lo que le pasa porque bien ríe o bien llora.
  • ¿Quieres pollo o ternera?
  • Mañana tengo que estudiar, o sea que hoy no me puedo quedar hasta tarde.
  • Se abrigó bien, ya que tenía mucho frío
  • Es tan bonita como su hermana
  • Me guste comer chile, aunque me pique la lengua
  • Pongo música siempre que llega mi padre
  • Has estudiado así que aprobaras
  • Me voy por donde vine
  • El vestido quedará según los diseños
  • Iré a tu casa después de clase
  • Mi madre trabaja para que nosotros podamos estudiar

Estos son todos los nexos para unir oraciones y sus ejemplos. Si estás interesado en seguir aprendiendo de este tema o de otros parecidos, no dudes en echar un vistazo a nuestra sección de Gramática y Lingüística.

Nexos para unir oraciones - ejemplos - Ejemplos de nexos para unir oraciones

Si deseas leer más artículos parecidos a Nexos para unir oraciones - ejemplos, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Gramática y Lingüística.

Bibliografía
  • Muñoz Garrigós, J. (1981). Sobre el origen de los nexos adversativos en español. Cahiers d'études hispaniques medievales, 6(1), 41-56.
  • Gómez, M. D. P. G. (1994). La oración compuesta en español: estructuras y nexos. Verbum Editorial.
  • Kucała, D. (2012). Sobre algunos nexos subordinantes en español y en polaco: tipos de estructuras que enlazan y diferenciaciones entre el registro escrito y el hablado. Studia Iberystyczne, (11), 83-95.
Más lecciones de Las conjunciones

Pregunta al profesor sobre Nexos para unir oraciones - ejemplos

¿Qué te ha parecido el artículo?
Nexos para unir oraciones - ejemplos
1 de 2
Nexos para unir oraciones - ejemplos

Volver arriba