menu
Compartir

Teocentrismo: significado y características

Teocentrismo: significado y características

En la lección de hoy vamos a explicarte el significado y características del teocentrismo. Doctrina que afirma que la divinidad es el centro del universo, la creadora de todo y la que dirige todo lo que ocurre en el mundo, inclusive el destino de los seres humanos o la razón.

El teocentrismo tuvo una gran importancia durante la Edad Media europea, cuando la Iglesia gozaba de mucho poder y cuando dicha corriente fue apoyada por las monarquías católicas. Así, se convirtió en la doctrina predominante del pensamiento filosófico cristiano-medieval, siendo su máximo representante Santo Tomás de Aquino (1224-1274).

No obstante, el teocentrismo poco a poco fue decayendo, hasta que en la Edad Moderna /Renacimiento se comenzó a imponer el antropocentrismo, según el cual el ser humano es el centro del universo. Si quieres saber más sobre el teocentrismo, continúa leyendo este artículo de unPROFESOR.

También te puede interesar: Escolástica: definición y características

¿Qué es el teocentrismo? Significado sencillo

Para saber cuál es el significado del teocentrismo, primero tenemos que analizar la palabra en sí, es decir, su etimología. De esta forma, encontramos que teocentrismo es el resultado de la unión de tres palabras griegas: theos=dios, ketron= centro e ismo=doctrina.

Así, como la propia palabra indica, teocentrismo es la doctrina filosófica que afirma que Dios es el centro de todo, que todo tiene su origen en él y que todo ocurre porque es su voluntad. Él es director y ejecutor, pues todo acontece de acuerdo a las leyes divinas y a sus designios.

Por tanto, el teocentrismo explica todo a través de la figura y acción de Dios: la creación del universo, los fenómenos naturales, la vida, nuestro comportamiento y acciones… Todo gira en torno a Dios y, por ende, todo está atravesado por la religión: el pensamiento, la ciencia, la política y la sociedad.

El teocentrismo, tuvo su periodo de mayor esplendor durante la Edad Media (S.X-XIII), en un momento en el que el poder de la Iglesia era muy fuerte y que se caracterizó por:

  • El mundo se dividía en dos áreas: la Cristiandad y el resto, en donde residían practicantes de credos erróneos. De ahí, el porqué y la justificación de la expansión y consolidación de los reinos cristianos sobre territorios “infieles”.
  • La Iglesia era la institución encargada de guiar al ser humano por el camino correcto: se debía vivir cerca de Dios y según sus designios.
  • La Iglesia, a través de su institucionalización creó una monarquía centralizada, cuya cabeza era el papa y que se extendía por la cristiandad a través de la geografía eclesiástica: arzobispado, arciprestazgo, diócesis… Es decir, tenía “feudos” y vasallos.
  • La sociedad se dividía entre lo sagrado (el clero) y lo profano (laicos).
  • El agustinismo político: según el agustinismo político la Iglesia era superior moralmente al “Estado”, porque todo poder viene de Dios. Se establece, pues, una teocracia en donde la Iglesia es el alma y el Estado es el cuerpo.

Santo Tomás de Aquino y la filosofía teocéntrica

Uno de los principales representantes de la filosofía teocéntrica fue el teólogo y filósofo italiano Santo Tomás de Aquino (1224-1274). Para él, todo existe a través de Dios, por tanto, todo estaría supeditado a su figura y a la teología (teología sistemática), que es la que la que estudia a Dios y nos permite llegar a él.

Igualmente, una de los puntos clave de su filosofía teocéntrica será la demostración de la existencia de Dios mediante cinco argumentos que se conocen como “Las cinco vías”:

  1. La vía del movimiento: Todo movimiento es generado por un movimiento anterior, el primer motor. Ese primer motor es Dios.
  2. La vía de la causalidad: Toda causa es producto de una causa anterior o una causa primera. Esa causa primera es Dios.
  3. La vía de la contingencia: En el universo todos los seres son innecesarios (contingentes), pueden no existir y no le dan continuidad al universo, sin embargo, se necesita un ser que exista a la vez que el universo y que sea necesario. Ese ser es Dios.
  4. La vía de los grados de perfección: Todos los objetos tiene una perfección relativa (unos son más perfectos y otros menos), pero se necesita la perfección absoluta. Esa perfección es Dios.
  5. La vía del orden del universo: El universo está ordenado y alguien es el responsable de dicho orden. El responsable del orden es Dios.

Las características del teocentrismo

Las principales características del teocentrismo son:

  1. Dios es un ser perfecto y supremo: Es el centro y responsable de todo. Es el origen del universo, el creador del mundo y a través del cual se explica todo lo que acontece.
  2. Dios es omnipresente: La divinidad está presente en todas partes y nada escapa a su conocimiento y designios.
  3. Dios es el responsable de nuestro destino: El ser humano no es el responsable de su destino, el único responsable y dueño de nuestro destino es Dios. En este sentido, el individuo debe aceptar lo que le depara su destino, tanto lo bueno como lo malo, porque es resultado de la voluntad divina. Asimismo, dicha voluntad, se puede manifestar de diferentes formas: profecías o manifestaciones de la divinidad.
  4. La supremacía de la fe sobre la razón: en todo momento la fe se superpone a la razón, pues la fe nos lleva a conocer a Dios y la razón solo nos puede llevar a conocer algunas verdades. De ahí, que la filosofía esté subordinada a la teología, pues la teología es la fuente de conocimiento de la divinidad.
  5. La religión es la mayor herramienta de control político y social: el poder político y religioso van de la mano y el sistema político perfecto es la teocracia: el que gobierna lo hace en nombre de Dios y como representante de la divinidad en la tierra.
Teocentrismo: significado y características - Las características del teocentrismo

Si deseas leer más artículos parecidos a Teocentrismo: significado y características, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Filosofía.

Bibliografía

Antiseri y Reale. Historia de la Filosofía. Vol. 1. Ed. Herder. 2010

Beuchot, M. Introducción a la filosofía de Santo Tomás de Aquino. Editorial San Esteban. 2004.

Más lecciones de Filosofía Medieval
Lección 5 de 26
Teocentrismo: significado y características
Teocentrismo: significado y características

Pregunta al profesor sobre Teocentrismo: significado y características

¿Qué te ha parecido el artículo?
1 comentario
Su valoración:
Katherine
Cuales fueron los aspectos más importantes que nos deja el teocentrismo.
ROCIO
Hola, principales aspectos serían que Dios es omnipresente y el centro de todo, el creador y responsable de todo lo que ocurre, su supremacía total y la teocracia.
Teocentrismo: significado y características
1 de 2
Teocentrismo: significado y características

Volver arriba