Compartir

Surrealismo: características principales

 
Por Elia Tabuenca, Filóloga hispánica. 5 noviembre 2019
Surrealismo: características principales

El Surrealismo fue una de las corrientes que integraron las Vanguardias artísticas del siglo XX. Se trata de un movimiento que, influenciado por el estudio del psicoanálisis de Freud, estudiaba la mente humana, el inconsciente y el mundo de los sueños. Uno de los artistas más destacados de este movimiento fue André Bretón y el pintor Salvador Dalí quién pintó algunos cuadros que son un claro exponente de esta corriente. En unPROFESOR vamos a descubrirte cuáles son las principales características del Surrealismo para que conozcas mejor en qué consistió este movimiento tan innovador y rompedor con todo lo precedente.

Qué es el Surrealismo: Resumen corto

Antes de entrar de lleno a hablar de las características del Surrealismo, es importante que entendamos bien qué es el Surrealismo para poder conocer mejor en qué consistió esta corriente artística. Es uno de los "ismos" que surgieron del movimiento de las vanguardias del XX y se basaba en el estudio de los sueños que llevó a cabo Freud en el año 1901. Este filósofo, padre del psicoanálisis, defendía que en la mente humana existía una parte inconsciente que no podía ser controlada por la razón y que era una fuente inmensa de conocimiento sobre la naturaleza del ser humano.

Los artistas del Surrealismo, motivados por esta parte oculta de la mente humana, comenzaron a trabajar para intentar sacar el inconsciente a la luz. Y, para ello, intentaban plasmar todo el imaginario irracional y sin sentido que se crea en nuestra mentalidad creando, así, el movimiento artístico conocido como Surrealismo.

El origen de esta corriente tuvo lugar en las primeras décadas del XX en Francia y encontramos en el dadaísmo su digno predecesor. André Bretón, el fundador del Surrealismo, estuvo fuertemente influenciado por los dadaístas, una corriente que pretendía romper con el arte más tradicional y apostar por una creación más libre y fuera de normas. Pretendían romper con las normas y el sistema para, así, mediante la destrucción alcanzar la creación.

El Surrealismo, inspirado por este molde de ruptura y búsqueda, surgió como una corriente que fue muy popular durante varias décadas. Artistas de la literatura, de la pintura e incluso del cine se unieron a esta nueva forma de entender el arte y crearon obras que hoy en día son muy reconocidas. El objetivo de los surrealistas era encontrar nuevas formas artísticas que no tuvieran la razón y el entendimiento como base: buscaban sacar a relucir el material inconsciente y dejar de lado la mentalidad humana.

Para ello, los artistas del Surrealismo diseñaron técnicas muy concretas como es el caso de la escritura automática, un tipo de escritura en la que no se permitía una planificación previa, la anotación de los sueños para poderse inspirar, etcétera. Querían que el artista dejara de tener el control en el proceso artístico y que fuera el propio arte o la propia naturaleza quien tomara las riendas.

Tal y como apunta el Manifiesto Surrealista de André Breton:

“Automatismo psíquico puro, por cuyo medio se intenta expresar, verbalmente, por escrito o de cualquier otro modo, el funcionamiento real del pensamiento. Es un dictado del pensamiento, sin la intervención reguladora de la razón, ajeno a toda preocupación estética o moral”.

Las 10 principales características del Surrealismo

Para conocer mejor cómo era esta corriente artística, a continuación vamos a descubrirte las principales características del Surrealismo que te ayudarán a entender mejor los principios sobre los que se creaban las obras. Las más destacadas son las siguientes:

  1. Nació como movimiento literario: el objetivo principal del Surrealismo era crear obras literarias fuera de toda lógica y control racional. Sin embargo, su propuesta era tan radicalmente original que muchos artistas de otras disciplinas comenzaron a imitar las pautas creativas en otras disciplinas como la pintura, la escultura o el cine.
  2. Búsqueda del inconsciente: una de las características del Surrealismo más esenciales es que los artistas persiguen descubrir todo aquello que está oculto a la razón humana. Los artistas de este movimiento consideraban que la verdad estaba detrás del mundo de la razón.
  3. Interpretación de los sueños: el mundo de los sueños era una de las máximas pruebas que tenían los surrealistas sobre la existencia del mundo inconsciente y cargado de material poético. En los sueños nos encontramos en un mundo en el que no existe la razón y donde admitido.
  4. Escritura automática: era una de las técnicas que seguían los autores del Surrealismo para poder dar rienda suelta a su creatividad de una forma incontrolada y alejada de la autoridad de la mente y la razón.
  5. Influencia del psicoanálisis de Freud: hablar del Surrealismo es hablar de Freud y de sus estudios sobre el psicoanálisis. El filósofo estudiaba todo el material inconsciente para poder conocer mejor la naturaleza humana y los surrealistas también querían sacar a la luz ese material mediante procesos creativos.
  6. Reniego de la moral y las convenciones: los surrealistas querían romper toda la norma precedente para poder liberar la creatividad y el arte. Consideraban que, hasta el momento, la razón había sido una prisión para la creación artística y, ahora, querían romper con todo método para poder encontrar un arte nuevo y fuera de toda lógica.
  7. El arte como un canal de conocimiento: por tanto, el arte era el método que los surrealistas tenían para poder llegar a la parte irracional de la mente humana. Tenía algo así como una función práctica que permitía poder tocar todo aquello que era invisible cuando estamos despiertos.
  8. Arte bizarro: muchas de las creaciones artísticas surrealistas buscaban lo bizarro como medio para poder expresar aquella verdad que está oculta a la mente humana. Joan Miró es un escultor catalán que apostaba por el arte improvisado para intentar que la parte más racional desapareciera de la creación.
  9. Rienda suelta a la imaginación: el arte deja de ser un medio de crítica social o denuncia para convertirse en una manera de poder adentrarse en las profundidades de la mente humana y descubrir qué hay en su interior. Penetrar en la irrealidad es lo que buscan estos autores, un lugar en el que la razón pierde el control.
  10. Manifiesto Surrealista: André Breton creó un manifiesto para unificar toda la ideología surrealista y establecer las bases de lo que sería uno de los movimientos más sorprendentes y rompedores de las Vanguardias.

Temas del Surrealismo

Ahora que ya conocemos cuáles son las características del Surrealismo más destacadas, vamos a continuar hablando de esta corriente para centrarnos en los temas más importantes que se trataron durante esta corriente. Es importante dejar claro que los surrealistas no hablaban de un tema concreto pero sí que todo lo que buscaban estaba centrado en el mismo lugar: el inconsciente humano.

Esto hace que la gran mayoría de las obras surrealistas tiendan a ofrecernos imágenes incomprensibles que pueden parecer absurdas o misteriosas. Los artistas NO buscaban hablar de un tema si no dejar vía libre a la mente sin control alguno de la razón. Por ello, en las creaciones vemos tanto representaciones siniestras, propias de las pesadillas, abundancia de elementos fantásticos, paisajes que rompen con todos los esquemas de la lógica, etcétera.

La fuente de inspiración de los artistas surrealistas eran los sueños o las propias alucinaciones que podían experimentar.

Surrealismo: características principales - Las 10 principales características del Surrealismo
Imagen: Slideshare

Manifiesto surrealista por André Breton

Para poder entender mejor el movimiento surrealista es importante que hagamos referencia al texto que reúne los principios de esta corriente artística. El Manifiesto Surrealista de André Breton fue el "corpus" estético y metodológico de este movimiento. El primero de ellos se publicó en el 1924 y, en él, nos encontramos con la ideología de la corriente donde el artista apuesta por un crear un arte libre de las ataduras de la mente.

Durante los años siguientes, Breton siguió creando nuevos manifiestos que lanzaban las claves y la metodología que se debía seguir a la hora de crear una obra surrealista. En el 1925 apareció la revista "El surrealismo al servicio del a Revolución" donde el autor se vinculaba con los movimientos revolucionarios y, por tanto, políticos del momento. Esto creó una ruptura entre los artistas vinculados a la corriente e hizo que muchos empezaran a estar desacuerdo con Breton.

En el 1929 aparece el Segundo Manifiesto Surrealista que también fue redactado por André Breton. Los afines a esta corriente artística tuvieron sus discrepancias políticas, sobre todo, a partir de este segundo manifiesto en el que Breton unificaba el Surrealismo con los movimientos marxistas.

Surrealismo: características principales - Manifiesto surrealista por André Breton

Representantes del Surrealismo más destacados

Ya hemos comentado que, con el paso de los años, los artistas surrealistas comenzaron a tener discrepancias con quien fuera el padre del movimiento, André Breton. No obstante, durante estas décadas, existieron muchos artistas que se unieron al método surrealista y que crearon obras de arte surgidas del inconsciente. Tanto en el plano literario, como pictórico o escultor, existen muchas obras que merece la pena descubrir de los representantes del Surrealismo.

A continuación, aglutinaremos a los artistas más destacados en función de su disciplina artística para que, así, seamos conscientes de lo muchísimo que influenció este movimiento tan rompedor.

Pintores del Surrealismo

El nombre propio es el de Salvador Dalí, un pintor que destacó por encima de los demás por crear obras de arte que han dejado una gran huella en la historia del arte mundial. Pero, además de Dalí, hay otros pintores que también forman parte de la corriente surrealista:

  • Joan Miró
  • Pablo Picasso
  • René Magritte
  • Giorgio de Chirico
  • Leonora Carrington
  • Arp

Autores de la literatura surrealista

Hemos comentado que el origen del movimiento se centró, ante todo, en la expresión literaria. Por este motivo, hubo muchos autores que empezaron a escribir siguiendo el método de la escritura automática para intentar sacar a relucir la materia inconsciente encerrada en la mente. Marx Ernst, Tristan Tzara, René Char y Paul Éluard son los nombres más conocidos de la literatura europea y, en España, tenemos a Vicente Aleixandre como principal exponente.

Cine surrealista

El cine también fue una de las artes más vinculadas al Surrealismo. Luis Buñuel fue un director de cine español que con su película "Un perro andaluz" creó las bases de un film surrealista y con efectos especiales muy interesantes que sirvieron de partida a la evolución del séptimo arte.

Fuente imagen: Slideshare

Ejemplos de Surrealismo: obras importantes

Para concluir con esta lección sobre las características del Surrealismo queremos que veas algunas de las obras más importantes que se vinculan a esta corriente y que, así, entiendas mejor lo que los artistas buscaban. Para ello, aquí te dejamos buenos ejemplos de Surrealismo con obras que han pasado a la historia.

Surrealismo: características principales - Ejemplos de Surrealismo: obras importantes

Si deseas leer más artículos parecidos a Surrealismo: características principales, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Historia de la Literatura.

Bibliografía
  • Breton, A., & Bosch, A. (1969). Manifiestos del surrealismo. Madrid: Guadarrama.
  • Nadeau, M., & Riviere, M. P. (1972). Historia del surrealismo (p. 137). Barcelona: Ariel.
  • Bradley, F. (1999). Surrealismo: Movimientos en el Arte Moderno (Serie Tate Gallery) (Vol. 4). Encuentro.
Más lecciones de Vanguardismo

Pregunta al profesor sobre Surrealismo: características principales

¿Qué te ha parecido el artículo?
Surrealismo: características principales
Imagen: Slideshare
1 de 8
Surrealismo: características principales

Volver arriba