menu
Compartir

Alta Edad Media: características

 
Por Eloy Santos Aguirre. 22 julio 2021
Alta Edad Media: características

Los grandes periodos históricos de nuestra existencia suelen dividirse en varias fases para poder entender la evolución de algunas de sus características, como por ejemplo la Edad Media se divide en la Alta, la Plena y la Media. Para conocer el inicio del periodo medieval en esta lección de unProfesor debemos hablar sobre las características de la Alta Edad Media.

También te puede interesar: Alta y Baja Edad Media – Diferencias

¿Qué es la Alta Edad Media?

La Alta Edad Media es el primero de los periodos en los que se divide la Edad Media. La fecha de inicio del periodo es tema de disputa, ya que algunos historiadores sitúan su comienzo en el reinado de Carlomagno, aunque lo más aceptado suele ser que se inicia en el V y termina en el X, siendo su comienzo la caída del Imperio Romano de Occidente y su final en las Cruzadas.

Debemos tener en cuenta que la Alta Edad Media usada en la historiografía española no es igual para los estudiosos germanos o británicos, ya que para este primer periodo de la historia medieval tienden a usar el concepto de Edad Media temprana, usando el término de Alta Edad Media para lo que nosotros conocemos como Plena Edad Media. En el caso de esta lección al ser usadas las fuentes españolas debemos hablar de la Alta Edad Media como el periodo comprendido entre los siglos V y X.

La Alta Edad Media es uno de los periodos históricos más complejos, ya por significar el cambio entre dos sociedades tan diferentes como la antigua y la medieval, si no también por ser un periodo de enorme tensión debido a la existencia de tres culturas tan poderosas y diferentes como eran la Europa cristiana, el creciente Islam y el Imperio Bizantino.

Fuente imagen. Profesor Francisco

Alta Edad Media: características - ¿Qué es la Alta Edad Media?

¿Cuáles son las características de la Alta Edad Media?

Para comprender la Alta Edad Media es necesario hablar sobre sus principales características, para entender el razonamiento que nos hace dividir la Edad Antigua y la Edad Media como dos elementos tan diferentes entre sí. Las principales características de la Alta Edad Media son las siguientes:

  • Una nueva forma de gobernar, al principio con monarquías fuertes de forma dinástica como el Imperio Carolingio, y más tarde con el nacimiento de la clase social de la nobleza que tanto poder tenía.
  • Nacimiento del feudalismo, sistema económico y social que sustituía al esclavismo, basado en un acuerdo entre los señores y los siervos.
  • El surgimiento del feudalismo trajo nuevas clases sociales, formando los estamentos que dividían a la población en nobleza, clero y campesinos.
  • Gran parte de esta época estuvo marcada por los conflictos entre la nobleza y la monarquía, existiendo tensiones e incluso guerras por quien era realmente el poder central.
  • La religión era el centro de todo, siendo el enfrentamiento entre cristianismo e Islam una constante absoluta, y originando numerosas guerras por ser la creencia predominante en el mundo conocido.
  • El Imperio Bizantino intentaba volver a ser lo que una vez fue el Imperio Romano, pero fue atacado y superado en numerosas ocasiones por los musulmanes y los eslavos.
  • El Islam tuvo una evolución rápida y extensa, pocas veces vista en la historia de la humanidad, formando tres grandes califatos que dominaban gran parte del mundo.
  • La economía durante la Alta Edad Media era predominantemente rural, siendo un sistema de subsistencia en el que la mayor parte de lo producido era para alimentar a la población.
  • La Iglesia católica era casi más poderosa que los propios reyes, los cuales necesitaban su permiso para casarse, hacer pactos o coronarse, formando una relación esencial entre nobleza, monarquía y clero.
  • El arte esencial es el románico, siendo capaces de crear numerosas iglesias en poco tiempo por el miedo a la llegada del año miel que consideraban como el final de la civilización.
  • La cultura se centra en los monasterios, donde se traducen textos del latín y existen casi todos los textos relevantes.
  • Las invasiones de pueblos extranjeros se convierten en el elemento predominante de la Alta Edad Media, primero los pueblos germánicos que tomaron gran parte de Europa tras vencer a los romanos, después los musulmanes que tomaron África y gran parte de España en su expansión, y finalmente los vikingos que iniciaron el saqueo y conquista de gran parte de Europa.
Alta Edad Media: características - ¿Cuáles son las características de la Alta Edad Media?

Breve resumen de la Alta Edad Media

Para concluir esta lección sobre las características de la Alta Edad Media, debemos hacer un breve resumen sobre este periodo de la historia y conocer los principales eventos que tuvieron lugar y la relevancia que tuvieron para crear las características que hemos nombrado.

La Alta Edad Media como tal se inicia en el 476 con la caída del Imperio Romano de Occidente, siendo el momento en el que el mapa mundial cambia y se suceden dos eventos de control: primero, con la supervivencia del Imperio Romano de Oriente y formación del Imperio Bizantino de este; y por otro lado, las invasiones germanas de todo el sur de Europa, formando numerosos reinos que, aunque en un primer momento eran paganos, con el tiempo se volvieron cristianos. Estos invasores germanos, como los godos o los avalos, fueron los padres de las monarquías que conocemos actualmente.

En otra parte del mundo, el profeta Mahoma funda la religión conocida como Islam, la cual tiene una fuerte base de guerra santa para su expansión. Por ello, tras la muerte de Mahoma se inicia una rápida expansión militar de los musulmanes que llegan hasta la Península Ibérica, enfrentándose a los visigodos ya cristianizados por el control de la región.

Tras vencer a los peninsulares, los musulmanes buscaron continuar su expansión por Europa hacia Francia, pero fueron detenidos y derrotados en la Batalla de Poitiers por los francos, quienes años más tarde formarían el gran reino de la Alta Edad Media, el conocido como Imperio Carolingio.

En esta situación ya encontramos las tres grandes fuerzas del mundo medieval europeo, siendo Bizancio, los Imperios musulmanes y el Imperio Carolingio que, más tarde, se dividiría en los reinos de Francia y el Sacro Imperio Germánico. A los Carolingios se le unieron los Estados pontificios, formando lo que se conoce como Cristianismo medieval, conformando una de las grandes fuerzas.

Finalmente, la llegada de las invasiones vikingas y el fin de la expansión musulmana llevaron al final de la Alta Edad Media y al paso a la conocida como Plena Edad Media.

Si deseas leer más artículos parecidos a Alta Edad Media: características, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Historia.

Bibliografía
  • Collins, R. (2000). La Europa de la Alta Edad Media (Vol. 210). Ediciones AKAL.
  • Torviso, I. G. B. (1994). Alta Edad Media: de la tradición hispanogoda al románico (Vol. 2). Silex Ediciones.
  • Rodríguez de La Peña, M. A. (2012). Los reyes sabios: Cultura y poder en la Antigüedad tardía y la Alta Edad Media.
Más lecciones de La Edad Media
Lección 2 de 69
Alta Edad Media: características
Alta Edad Media: características

Pregunta al profesor sobre Alta Edad Media: características

¿Qué te ha parecido el artículo?
Alta Edad Media: características
1 de 3
Alta Edad Media: características

Volver arriba